Ingresar / Registrarse

¿Qué tanto conocen los bogotanos la biodiversidad de la ciudad?

Biodiversidad de Bogotá.
Biodiversidad de Bogotá.

 

 

Un estudio de la Universidad Nacional reveló la desconexión de los ciudadanos con la naturaleza.

Un estudio de la Universidad Nacional asegura que los bogotanos no reconocen la biodiversidad que hay en la ciudad y que por lo tanto, la eventual protección de esos recursos naturales quedaría en el limbo.

“Eso es la muestra de las grandes distancias que hay en el conocimiento y reconocimiento de las ciudades respecto del mundo natural. En Bogotá hay pocos espacios verdes y en los colegios cuando hablan de la naturaleza, nos hablan de leones, cebras y jirafas, cuando esos animales no hacen parte de nuestra biodiversidad. No nos enseñan a reconocer nuestra biodiversidad”, indicó Luisa Natalia Contreras Quevedo, magíster en Hábitat de la Universidad Nacional de Colombia.

En diálogo con RCN Radio, la investigadora explicó que luego de una encuesta por medio de palabras, dibujos y símbolos a 75 habitantes de Bogotá para que identificaran y reconocieran el lugar en el que viven, se pudo establecer que hay alto desconocimiento frente a esos temas relacionados con la naturaleza.

El estudio destaca que un 41 % de las personas identificó elementos culturales como el Festival de Teatro, la Basílica del Señor de Monserrate, los festivales de música y otros elementos sociales, pero llamó la atención que solo una persona de las 75 dibujó un humedal en el trabajo de reconocer a Bogotá.

Los encuestados identificaron elementos físicos con un 34 % de recordación, nombrando edificios, bancos, universidades, hospitales y vías de la ciudad, mientras que los tres elementos menos nombrados fueron el biótico, el económico y el político.

“En el ámbito biótico se evidencia el divorcio del hombre y la naturaleza que ha sido acentuado por las grandes urbes. El poco reconocimiento de ecosistemas naturales en medio de la ciudad como humedales y bosques y de los animales y la flora que los comprenden”, indicó.

Para la investigadora, esta conclusión plantea no solo la desconexión de los bogotanos con la naturaleza, sino la eventual incapacidad de proteger esos recursos naturales.

“Es importante enfocar las campañas ambientales del Distrito para que este tema deje de ser una cosa adicional a a las estrategias de educación y entender que el ambiente hace parte de nuestras actividades cotidianas”, puntualizó.