Ingresar / Registrarse

Sin la participación de la ciudadanía no podremos recuperar el río Bogotá

susana_contraloria.jpg

Ayer, en horas de la mañana, se llevó a cabo un foro en la Contraloría General de la República sobre las acciones de participación ciudadana para dar cumplimiento a la sentencia para recuperar el río Bogotá, en la cual se dieron cita varias entidades como la Secretaría Distrital de Ambiente (SDA), la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR), la Gobernación de Cundinamarca y el Ministerio de Ambiente.

Susana Muhamad, Secretaria Distrital de Ambiente, manifestó que el objetivo fundamental en esta participación debe ser lograr que la ciudadanía sienta que la recuperación del río Bogotá es un propósito común, y que debe ser un objetivo político que trascienda los diferentes intereses.

“Así cumplamos con la sentencia, sin la participación de la gente no podremos recuperar el río Bogotá. Las diferentes entidades involucradas debemos tener en cuenta aspectos como la movilización de los diferentes actores, la inclusión de todos los representantes y un proceso de innovación”.

Además de resaltar varios procesos participativos exitosos en el Distrito, como los Cabildos del Agua, los Corresponsales Ambientales, el Observatorio Ambiental, la recuperación de quebradas y la judicialización de personas por arrojar escombros, Muhamad fue enfática en que el mayor “dolor de cabeza” en la contaminación de los ríos urbanos son las conexiones erradas.

“Estas conexiones se dan cuando se conecta ilegalmente la red de aguas residuales a la red pluvial, generando que lleguen aguas negras a los humedales y ríos. Para dar solución a esto emprenderemos incentivos ambientales con la ciudadanía, para que cada uno identifique las conexiones y el Distrito desembolse recursos y las corrija”.

“Una idea de exploración que estamos tratando de aterrizar es separar el saneamiento básico del agua. Es un crimen ambiental que el agua que captamos de los páramos y de Chinagaza, luego de ser potabilizada, sea contaminada en menos de 30 segundos y llegue así al río Bogotá. Una opción sería un saneamiento básico seco”.

5 casos exitosos de participación en el Distrito para salvar el agua

Muhamad destacó cinco aspectos de la actual Administración que involucra a la ciudadanía en la recuperación del recurso hídrico.

1. Proceso de gestión de recuperación del río:
este aspecto tiene que ver con la recuperación de las quebradas capitalinas, de la mano con la comunidad. Según Muhamad, la meta de esta Administración es recuperar 57 kilómetros de las 34 quebradas, así como se logró hacer con Las Delicias en Chapinero, una quebrada que gracias a la comunidad ahora es un pulmón verde visitado por cerca de 9 mil personas al mes.

2. Control ambiental: Muhamad manifestó que gracias a la capacitación de más de 5 mil volqueteros, la SDA logró que en un año se incrementara en más de un 300 por ciento la cantidad de residuos reportados por este gremio en sitios autorizados. Además, con las denuncias ciudadanas y el trabajo con los fiscales, se logró judicializar a 53 personas por arrojar escombros.

3. Comunicación y diálogo social: en este aspecto, la Secretaria de Ambiente nombró estrategias como los Corresponsales Ambientales, que comunican los diferentes eventos ambientales bogotanos; los Cabildos del Agua, en donde los ciudadanos propusieron en qué debía invertirse el presupuesto para recuperar el recurso hídrico; las redes que generan movilización y visibilidad; y las campañas masivas.

4. Gestión del conocimiento: es involucrar a todos los actores, como técnicos, habitantes de la calle que habitan en los ríos urbanos y a los ciudadanos que generan la contaminación. En este aspecto, Muhamad hizo énfasis en el Observatorio Ambiental de Bogotá, que cuenta con indicadores ambientales en un lenguaje claro para la ciudadanía; y las Aulas Ambientales y demás propuestas de educación ambiental.

5. Seguimiento y veeduría: la ciudadanía ya participa en los diferentes consejos de cuenca en Bogotá, lo cual facilita el control por parte de la autoridad ambiental.