Ingresar / Registrarse

Crece el control de llantas usadas en Bogotá

llantas_5.jpg

El pasado 11 de abril la Alcaldía Mayor de Bogotá y Cementos Argos hicieron público el convenio que consiste en permitir la adecuada disposición de unas 2,5 millones de llantas en la capital del país, por ello de ahora en adelante, estas llantas serán usadas como combustible alternativo en los hornos cementeros.

El problema de las llantas usadas en Bogotá, llegó a ser tan preocupante que generó un gran incendio en el 2014, con serias consecuencias para el medio ambiente. Al respecto, EL NUEVO SIGLO consultó con la Secretaría Distrital de Ambiente, para conocer de primera mano el tema de reciclaje de estas llantas.

Sobre qué tan cerca está Bogotá de acabar Bogotá con el drama ambiental, sanitario y paisajístico de las llantas usadas, la entidad indicó que: “Se espera que entre mediano y largo plazo. Aunque es un problema de magnitud mundial, gracias a la normatividad expedida por las autoridades ambientales a nivel Nacional y Distrital, la gestión de llantas usadas ha avanzado significativamente”.

“Mediante un trabajo interinstitucional, el Distrito ha iniciado diferentes acciones de gestión y control con el fin de mejorar en la gestión de llantas usadas. Las Secretarías de Gobierno y de Ambiente, la UAESP, y el IDIGER vienen trabajando arduamente en la identificación de los acopiadores de llantas que hay en la ciudad. A mediano plazo, lo que se busca es implementar una estrategia integral, en la que cada entidad asuma su labor para la gestión adecuada de las llantas por medio del procesamiento de este residuo. Es decir, un plan que contemple que dentro de las competencias cada parte, se haga lo que corresponda”, destacó la entidad.

Estadísticamente, la Secretaría de Ambiente revela que “actualmente hay 142 establecimientos inscritos en el aplicativo web de llantas de la SDA, Adicionalmente, en los dos últimos dos meses se han realizado 120 visitas a establecimientos acopiadores de llantas. Para el periodo comprendido entre el 1 de julio de 2016 y 30 de diciembre de 2019 se tiene la meta realizar 15.000 visitas a estos establecimientos”.

Sobre el reciente acuerdo, el proceso de combustión que se lleva a cabo en los hornos tiene características especiales que aseguran la completa destrucción de los componentes tóxicos y el aprovechamiento de su energía. Además, los equipos especiales instalados para este fin cuentan con excelentes sistemas de filtrado y limpieza de gases que garantizan que la disposición de las llantas se realice de manera segura, controlada y limpia.

“El control de a los productores e importadores de llantas usadas no es competencia de la Secretaría Distrital de Ambiente sino de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales –ANLA-. No obstante, la SDA no ignora la problemática y realiza el control a los establecimientos acopiadores de llantas ubicados en Bogotá”, indicó la entidad sobre si le ha faltado al Distrito mayor control para que los productores de llantas cumplan con su obligación de recoger las llantas usadas y recicladas.

En cuanto al aumento del parque automotor en la ciudad, tanto de vehículos como de motocicletas y si dificulta este control de llantas usadas, la entidad indicó que: “La generación de llantas usadas va ligado directamente al crecimiento del parque automotor, pero la mayor dificultad que existía era la falta de normatividad distrital para el tema. Sin embargo, actualmente la SDA puede realizar control a todos los establecimientos acopiadores de llantas en el marco del Decreto 442, que creó el Programa de aprovechamiento y/o valorización de llantas usadas”.

En 2014 se presentó un grave incendio en un depósito de Fontibón, por ende los controles que se han activado en otras zonas para evitar otra emergencia de este tipo, la Secretaría afirmó que “desde el año 2016 la SDA adelanta actividades de registro de acopiadores de llantas y acciones de control a puntos de acopio, esto en el marco del Decreto mencionado. Con estas acciones el Distrito busca saber a quién se les reciben las llantas en los puntos y cuál es su destino final, al tiempo de disminuir riesgo por accidentes”.

Finalmente, EL NUEVO SIGLO consultó con la entidad acerca de otros programas específicos en los que estén trabajando, tales como la basura electrónica: “La Secretaría Distrital de Ambiente también cuenta con programas de posconsumo como Ecolecta, que promueve la correcta disposición de elementos como envases de insecticidas domésticos, así como los aparatos eléctricos y electrónicos que funcionan con pilas, baterías o corriente eléctrica que ya no funcionan o no se utiliza”.

Continúo indicando que “además está BORSI, la Bolsa de Residuos y Subproductos Industriales -BORSI, un mecanismo creado para fomentar el intercambio, la comercialización, la recuperación, el reciclaje, y la reintegración de materiales como los subproductos y residuos industriales que normalmente son desechados por las industrias, pero que pueden representar en sí mismos un insumo o materia prima en ciclos productivos posteriores, mediantetransacciones de compraventa entre ofertantes y demandantes. También hay trabajos conjuntos con diferentes empresas para recoger bombillas, pilas, neveras y demás elementos que requieren un tratamiento final”.

Tomada de : http://www.elnuevosiglo.com.co/articulos/5-2016-crece-el-control-de-llantas-usadas-en-bogot%C3%A1.html