Ingresar / Registrarse

CAR abre nuevo proceso sancionatorio por infractor urbanístico en los Cerros Orientales de Bogotá

car-cerros-container.jpg

Se afectaron cerca de 300 metros de bosque nativo, con la tala de árboles y la ubicación
de cinco contenedores en el predio.
Bogotá, D.C, 25 de octubre del 2016.
La nueva modalidad de instalación habitacional que ha ejecutado un infractor en los Cerros
Orientales de Bogotá, consiste en la adecuación de cinco contenedores, que están poniendo
en riesgo la preservación de los recursos naturales en el sector de “Floresta de la Sabana”,
ubicado en la calle 237 con carrera 7, zona de reserva Bosque Oriental de Bogotá. El
contraventor se enfrenta a un proceso sancionatorio que abrió la CAR, donde tendrá que
notificarse, rendir indagatoria y acogerse a los lineamientos que la Corporación le imponga,
con el fin de restaurar el daño que ha realizado.
Desde el pasado mes de junio, la CAR hizo presencia en el lugar para identificar una tala
indiscriminada de especies nativas. A la dueña del predio se le informó que la actividad
adelantada, al parecer, por un arrendatario, no era permitida en dicho pulmón de la ciudad; y
además, que si sus intenciones era construir vivienda, la Alcaldía de Usaquén, competente por
el tema urbanístico, vendrían a realizar un proceso judicial en su contra.
Por ello, la CAR en conjunto con la Alcaldía local de Usaquén y la Policía Metropolitana de
Bogotá, realizaron un operativo en el lote 38 del sector de “Floresta de la Sabana”, en el norte
de la ciudad, en donde se pudo evidencia la instalación de los contenedores, la tala de árboles
con retroexcavadora, en aproximadamente 300 metros, además, en el predio se retiró la
cobertura vegetal y al parecer, se invadió la ronda hídrica de la quebrada “La Floresta”.
Allí, la Autoridad Ambiental impuso una medida preventiva de suspensión inmediata de
actividades y el Distrito realizó el sellamiento del predio.
Luego del operativo, la Directora de la regional Bogotá – La Calera de la CAR, Laura Duque,
manifestó que “En el predio se hicieron nivelaciones de suelo, además de un carreteable de ingreso, y la instalación de contenedores que fueron soldados, lo que afectó el área de reserva
Bosque Oriental de Bogotá”.
Aunque, los contenedores no sean objeto de una nueva construcción, como se menciona en
las prohibiciones del Plan de Manejo de Cerros vigente, la CAR actúa con el argumento
principal jurídico de la afectación a los recursos naturales. Sin embargo, para blindar los
Cerros de la ciudad, la entidad ambiental, en la modificación del Plan de Manejo, incluyó la
prohibición de cualquier establecimiento de instalación habitacional, de uso industrial o
dotacional; dicha resolución para acoger el nuevo documento será emitida por el Ministerio
de Ambiente y Desarrollo Sostenible en los próximos días.
Es importante mencionar que el infractor podría asumir una sanción millonaria por la
afectación ambiental en esta zona de rehabilitación ecológica; sin embargo, dicho monto será
calculado al final del proceso sancionatorio.